de los viejos rumores con Benjamín Vicuña a contar en Netflix una violación grupal

Ah, ¿es la misma chica? Pasaron casi tres años de la ola chimentera que la señalaba como la tercera en discordia entre Benjamín Vicuña y la China Suárez. En muchos medios argentinos se hablaba de ella como “la actriz española que provocó la ruptura de la pareja”. Pero Elena Rivera supo surfearla y, por esas cosas de la meritocracia, ahora vuelve a estar en boca de todos por su estupendo trabajo en Alba.

Y, para unos cuantos seguidores de la serie española que se subió al podio de las más vistas de Netflix, fue una sorpresa que se tratara de la misma persona. Más allá de su vida privada y del cotilleo ajeno, el tiempo quitó la maleza del chiquitaje y la volvió a poner en la vitrina de los talentosos, por la que viene desfilando desde pequeña.

A los 29 años, Rivera es un claro ejemplo, a lo Lali Espósito o Andrea del Boca (nombres que encontrarán identificación en diferentes generaciones), de las figuras que crecieron en pantalla. Y, de hecho, en nuestro país se la ha visto de preadolescente como integrante de ese hit de la ficción española que es Cuéntame cómo pasó y que va por la 22a temporada.

Elena Rivera y Ricardo Gómez en "Cuéntame cómo pasó".

Elena Rivera y Ricardo Gómez en «Cuéntame cómo pasó».

Ella estuvo en ese programa a partir de la quinta entrega y terminó su papel hace cuatro años.

Si bien su rol de Karina Saavedra la consolidó como una de las actrices jóvenes más codiciadas de España, se las ingenió para no quedar dormida en los laureles de ese éxito sin fronteras.

Y entre ese personaje y el de Alba Llorens, una chica que sufre una violación en manada y echa mano a su valentía para dar con los responsables, Rivera recorrió un interesante camino en televisión, con algunas escalas en cine y teatro.

La voz española

Pero las puertas de la TV, curiosamente, no se le abrieron en principio para la actuación, sino para el canto. A los 7 años llegó a ser finalista del concurso Menudas estrellas, que iba por Antena 3. Y tres años después ganó el certamen Se busca una estrella, lo que la llevó a grabar su primer álbum, Locos por el ritmo.

Y en 2005, con 13 años, fue fichada para interpretar a María Caridad Karina Saavedra Martín, un personaje que pasó de periférico a central en la trama de Cuéntame, la ficción que gira alrededor de una familia, a través del tiempo, para pincelar la historia de su país (además de emitir la original, con Imanol Arias a la cabeza, la TV argentina hizo en 2017 su propia versión, con Nicolás Cabré).

Ese trabajo, extendido por 14 temporadas, no le impidió participar en oros proyectos, como en las series Los quién (tuvo poca vida en pantalla) y Servir y proteger, en la obra de teatro El arte de la entrevista (le permitió subir al escenario del emblemático María Guerrero, de Madrid), y en las películas Perdiendo el norte y El dulce sabor del limón.

Elena Rivera en "La verdad". Su personaje tuvo dos nombres.

Elena Rivera en «La verdad». Su personaje tuvo dos nombres.

Pero fue la serie La verdad, que protagonizó en 2018, la que le permitió desplegar sus herramientas para componer un oscuro personaje de doble identidad, Sara y Paula, en el thriller de Telecinco que compartió con Jon Kortajarena y José Coronado.

La trama intentaba develar qué había sucedido con la desaparición de una niña que reaparecía muchos años después, convertida ya en una adolescente compleja. Todo en un marco marinado por los secretos y la desconfianza.

Los rumores y la desmentida

Nacida en Zaragoza el 29 de agosto del ‘92, Rivera se hizo grande -artísticamente hablando- de pequeña y su nombre se volvió internacional. En 2018 fue elegida para llevar a la pantalla chica la adaptación de la novela Inés del alma mía, de Isabel Allende. Fue en esa coproducción de época chileno-española en la que compuso a Inés Suárez, donde compartió set de grabación con Benjamín Vicuña.

Poco tiempo después, entre fotos de backstage y sugestivos posteos suyos, los rumores de supuesto romance la llevaron al terreno de la llamada prensa del corazón.

Ella desmintió, les hizo un ole y siguió su noviazgo con David Redondo. No es de las que se escandalizan con los escándalos propios. Mas bien parece del tipo de las que sabe reírse de ellos.

Activa en sus redes sociales, ahora disfruta del éxito global de Alba, una serie de 13 episodios que cuenta el drama de una joven que va de vacaciones a su antiguo pueblo y, tras una noche en la que intentaba divertirse con amigos mientras regaba recuerdos, aparece tirada en la arena, violada.

Elena Rivera y Eduardo Noriega en Inés del alma mía. También trabajaba Vicuña.

Elena Rivera y Eduardo Noriega en Inés del alma mía. También trabajaba Vicuña.

A partir de ese trágico momento, intenta reconstruir lo sucedido, ayudada por su novio, Bruno Costa (Eric Masip), personaje clave en todo sentido. En este punto, mejor no spoilear.

La serie sabe llevar muy bien las riendas de la tensión y también sabe abordar seriamente un guión sobre una violación grupal y sobre cómo ese hecho impacta en las víctimas y en su entorno. Y en la justicia.

Si bien se trata de una ficción -a su vez inspirada en la lata turca ¿Qué culpa tiene Fatmagül-, por momentos pareciera haber registros de noticieros actuales, de casos reales, de esos que movilizan en varios frentes. Y la actuación de Rivera invita a poner en juego las emociones y los valores del espectador.

Sobre admin

Compruebe tambien

Rusia anunció que no presentará ninguna película para competir por los Oscar

En el contexto de la situación de guerra contra Ucrania, y el consiguiente desgaste de …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: